Por Tito Olivo
Economista y político

Los Estados Unidos, desde el mismo momento que surgen como nación independiente, inician todo un proceso de anexión y de dominación imperial de Latinoamérica, pero los casos de Venezuela y México, tienen un tratamiento muy especial en este momento; debido a que son países productores de petróleo en gran escala y para los norteamericanos, es de vital importancia este carburante.

Al leer el libro, “Economía del Hidrógeno” de Jeremy Rifking, economista y sociólogo norteamericano, muy vinculado a la lucha por preservar un medioambiente más viable para las nuevas generaciones; me pude dar cuenta de lo que he señalado y de otras cosas más.

Este libro, lo leí a inicios del año2000, y pude observar que, Jeremy dice textualmente que, la humanidad ha llegado al ocaso del petróleo, porque ya se ha superado el máximo de extracción posible de este carburante.

Planteando que, si los Estados Unidos quieren tener energéticos abundantes, y aprecios razonables, deben de hacer una de estas dos cosas: primero desarrollar una tecnología que les permitas separar el hidrógeno del agua a bajo coste; y si no logran esto, entonces, invadir a Venezuela, Libia,Irak, Irán y Siria.

Claro, lo dice, por ser estos países grandes productores de petróleo, pero además, tienen las mayores reservas probadas de ese carburante, y en el momento, de él escribir ese libro, no se encontraban bajo la hegemonía norteamericana.

Ahora bien, los hechos sucedidos después de leer ese libro, pertenecen a la historia universal. En abril del 2002, impulsan los norteamericanos un golpe de estado en Venezuela, donde llevan a Pedro Carmona Estanga, presidente de Fedecámara, como jefe de un gobierno de facto; y su primera acción, fue eliminar, los cargos electivos elegidos democráticamente.

Este golpe de estado fue abortado, por la presión popular, unida a militares respetuosos del deber hacia su patria y de su responsabilidad como militar, y el presidente Chávez fue repuesto en el poder 3 días más tarde.

Entre el 20 de marzo y el 1 de mayo del 2003, los Estados Unidos encabezan una coalición para invadir a Irak, y quitar a Sadam Husein, alegando que tenía armas de destrucción masivas, cosa que no fue probada.

En febrero del 2011 se lleva a cabo una rebelión en Libia, y el 19 de marzo, se inician los bombardeos por parte de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) y el 20 de octubre es asesinado Gadafi, siendo tomado el gobierno, por grupos pros norteamericanos, pero sumiendo esta nación al igual que Irak en el caos total.

De marzo a julio del 2011 se inicia un estado inicial de protesta en Siria que, más tarde desembocaría en una guerra civil, auspiciada y armada por los Estados Unidos, este país no ha sido invadido y su gobierno derrocado por el apoyo de Rusia al gobierno Sirio.

A Irán, han intentado desestabilizarlo e invadirlo, para derrocar su gobierno, poniéndoles sanciones por el uso de la energía nuclear y acusándolos de estar produciendo armas atómicas, si esto no se ha materializado, es porque Rusia y China, se han opuesto, y vetado en la ONU, una resolución que apoyaría esa barbaridad.

Lo que ha quedado claro, es que, todas las naciones productoras de petróleo que, Jeremy dijo que, de los Estados Unidos, de no aplicar el hidrógeno como combustibles, debían de invadir y derrocar sus presidentes, han tumbados sus gobiernos, por medio de la intervención norteamericana, y en aquellas que no lo han podido hacer, han impulsados acciones para hacerlos.

Ahora bien, los norteamericanos no han desistido, de derrocar los gobiernos de Venezuela, Siria e Irán, yo entiendo que han intensificados sus acciones, con este nuevo gobierno guerrerista de Donald Trump, y en eso se enmarca el bombardeo a Siria, las nuevas sanciones a Irán, y el recrudecimiento de los hechos violentos en Venezuela.

Para derrocar estos gobiernos, han aplicados el manual de golpe suave, por métodos no violentos en su inicio, de Gene Sharp, ideado hace más de 30 años, donde plantea que hay que basarse en la mentiras para desarticular y derrocar los gobiernos, y eso es lo que vienen haciendo en Venezuela.

Para este manual ser aplicado en Venezuela, se han valido del partido primero justicia dirigido por Caprile, quien está vinculado al ala más radical y derechista del partido republicano en Estados Unidos.

El manual de Sharp, cuenta de 198 métodos, para derrocar gobiernos, está dividido en tres actos que son: la protesta, la no cooperación y la intervención; la primera parte se activa después de coyunturas electorales, y esto fue lo que hizo el partido primero justicia, cuando no quiso reconocer el triunfo de Maduro, el 14 de abril del 2007, desatando, toda una campaña de deslegitimación del gobierno.

Cumplida esa fase, pasan a la siguiente que, es la de no cooperación política y económica, donde establecen el boicot a los productos y servicios que el gobierno no controla, para crear escasez, y es donde se encuentran en este momento, para pasar a la última fase que, es la de la intervención; si es que logran crear un levantamiento en algún estado de Venezuela, o de algún grupo militar desafecto al gobierno.

Para lograr que todo esto llegue a feliz término, en los diferentes países, Estados Unidos se ha valido de un enorme aparato mediático, para desvirtuar las informaciones y justificar su intervención militar.

En mentir, para justificar intervenciones, los norteamericanos han sido especialistas, desde hace mucho pero mucho tiempo. Lo hicieron cuando hundieron el US Maine, en el puerto de la Habana, el 15 de 1898; para así, acusar a España de ese hecho, y de esa forma, invadir a Cuba y Puerto Rico, donde este último, permanece como colonia gringa.

El 31 de julio de 1964, montan un incidente falso en el golfo deTokin en Vietnam, diciendo que una lancha torpedera, había disparado contra un barco de guerra norteamericano, para de esa manera, justificar ante el mundo; la intervención de 60 mil soldados a esa nación, y así tratar de impedir el triunfo del Vietcong sobre las tropas de Vietnam del sur que, eran apoyadas por ellos.

En 1965 para argumentar la invasión yanqui a nuestro territorio, cuando el pueblo en armas, unidos a los soldados constitucionalistas, el 27 de abril, habían derrotado los soldados títeres de San Isidro; ellos dijeron que el Che Guevara, se encontraba con una brigada de soldados cubanos combatiendo en el país, pero que además se estaban fusilando sacerdotes y violando monjas, cosas que eran mentiras.

Estás han sido algunas de las pequeñas muestras, de los que ellos han sido capaces de hacer, para imponer su criterio. Hoy en Venezuela la cosa no es diferente, han montado un sin número de informaciones falsas que, van desde supuesta masacre del gobierno, hasta la muerte de Leopoldo López, noticias que, han sido demostradas que son totalmente falsas.

Ahora bien lo que no dice CNN y los medios al servicio del imperio, es que, su llamada fuerzas democráticas, golpearon a dos funcionarios de una gobernación, y los torturaron desnudaron y amarraron a un árbol, además en la plaza Altamira se robaron una gran cantidad de armas largas, y que ha habido muchos muertos impulsados por ellos mismos, como es el caso de los que se electrocutaron cuando fueron asaltar un negocio.

Anuncios